El expresidente de Odebrecht, despedido después de salir de la cárcel

El empleado Marcelo Bahia Odebrecht, expresidente del grupo fundado por su abuelo, Norberto Odebrecht, ha sido despedido este viernes, 20 de diciembre, con apoyo de su padre Emílio, que sigue en el Consejo de Administración, según publica el País.

Marcelo ya había perdido su cargo cuando se vio obligado a renunciar, en diciembre de 2015, tras ser detenido en la Operación Lava Jato, acusado de sobornos en los gobiernos de Lula da Silva y de Dilma Rousseff, y también en varios países de América Latina.

Ahora también pierde un sueldo mensual de 115.000 reales [unos 25.300 euros] y todos los beneficios —abogados, chóferes, secretarios, asesores, guardaespaldas— que la empresa le garantizó, incluso, durante los dos años que estuvo en prisión.

En un comunicado, Odebrecht informa que la “salida del empleado” obedeció a la recomendación formulada en octubre del presente año por los agentes externos independientes de la Fiscalía de Brasil y del Departamento de Justicia de Estados Unidos, que actúan en la empresa hace dos años y medio.

La “recomendación” tenía hasta el 31 de diciembre de este año para ser acatada, y fue prontamente atendida por los ejecutivos que están a cargo de la constructora hoy, en un culebrón que incluye peleas familiares y de poder.

Entrada siguiente

Cinco condenados a muerte en Arabia Saudí por el asesinato del periodista Khashoggi

lun Dic 23 , 2019
La Fiscalía de Arabia Saudí anunció este lunes que cinco personas han sido condenadas a muerte por el asesinato del periodista Jamal Khashoggi en octubre del año pasado en el […]