Mexicano acusado de espía ruso en Miami: las claves para entender el caso

El Departamento de Justicia de Estados Unidos confirmó que el científico mexicano Héctor Alejandro Cabrera Fuentes  había sido arrestado y acusado de ser un espía colaborador de Rusia, publca VOA.

Los documentos oficiales señalaron que el hombre había sido detenido por haber “actuado en Estados Unidos para un gobierno extranjero (Rusia) sin notificar al Fiscal General y por conspirar para hacerlo”.

La noticia causó un gran impacto en México, su país natal, y también en la comunidad científica ya que el hombre, a pesar de su corta edad, es una eminencia médica en la investigación sobre enfermedades cardiovasculares.

El portal NSS Oaxaca decía que era un “orgullo para su país” y que su trabajo era “reconocido por el mundo por su aportación a la medicina aportando a la ciencia un tratamiento contra infartos”.

Image result for mexicano espia miami
Héctor Alejandro Cabrera Fuentes

Fuentes era una de las promesas hispanas en el campo de la medicina. La Sociedad internacional para la Investigación del Corazón le entregó el premio Servier en 2016 y la Sociedad Alemana de Investigación en Aterosclerosis, en 2014, le otorgó el W.H. Hauss-Preis.

Residía en Singapur donde ejercía como jefe de la red de laboratorios de investigación sobre enfermedades del corazón Kazan-Giessen.

Pero, ¿qué vínculos tenía con el Kremlin? Hace 5 años, aceptó el reconocimiento al investigador más joven por el presidente de Rusia, Vladimir Putin.

Tras iniciar la licenciatura de medicina en la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), el hombre obtuvo una beca para estudiar en Rusia y ahí pudo desarrollar algunas de sus investigaciones sobre enfermedades cardiovasculares, la especialidad que dominaba.

En ese país, al parecer, mantuvo algunos contactos con funcionarios rusos.

El Departamento de Justicia norteamericano hizo público que el hombre tenía un misión: descubrir el vehículo de una fuente del gobierno de Estados Unidos y tomar una fotografía de su placa.

Los funcionarios norteamericanos señalaron que el sospechoso había logrado su cometido, pero luego fue detenido junto a su esposa en el Aeropuerto Internacional de Miami.

A través de un comunicado, Estados Unidos señaló que “un oficial ruso había reclutado a Fuentes en 2019 y le indicó que debía alquilar una propiedad en el condado de Miami-Dade (Florida)” pero con una condición: el contrato de arrendamiento no debía estar bajo su nombre.

“En febrero de 2020, Fuentes viajó a Moscú y se reunió con el oficial del gobierno ruso. En esa reunión, el gobierno le ofreció una descripción física del vehículo del oficial del gobierno estadounidense y le pidió a Fuentes que localizará el auto, el número de placa y la dirección donde estaba ubicado”, explicó el Departamento de Justicia agregando que el oficial ruso y el científico acordaron verse en abril o mayo de 2020 para hablar de los resultados de este “espionaje”.

Sus planes se truncaron cuando el 16 de febrero, las autoridades de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por sus siglas en inglés) registraron su teléfono y encontraron la fotografía de la placa del vehículo oficial en la carpeta de “eliminados recientemente”.

En Whatsapp también había una fotografía con la placa del vehículo del funcionario estadounidense, cuya identidad no ha sido revelada.

El hombre reconoció que había seguido las instrucciones ordenadas por el funcionario ruso en Moscú.

Guillermo Cueto, exfuncionario de Seguridad Nacional del gobierno de Estados Unidos, en declaraciones a la Voz de América explicó que este arresto supone “la confirmación de que las operaciones de espionaje ruso en EE.UU. son continuas y agresivas”.

En su opinión, “se puede especular casi con certeza” que la detección de este individuo mexicano fue fruto de una investigación de “contrainteligencia del gobierno” norteamericano, tanto dentro del país como fuera.

El experto en Seguridad Nacional, que durante varios años fue un alto funcionario estadounidense, aseguró que las autoridades del país les “interesa mucho saber qué es lo que hay detrás de esto por el hecho de que se estaba poniendo como blanco a un oficial”.

“Es sumamente delicado y hay que llegar hasta el fondo del asunto porque eso es, potencialmente, una agresión o una vigilancia agresiva en contra de un oficial nuestro”, apostilló agregando que “este tipo de cosas pueden tener repercusiones mucho más mayores”.

En ese sentido, subrayó que la cooperación del sospechoso va a ser clave en el desarrollo del caso.

“Si él coopera, y se lo van a decir claramente, la Justicia de Estados Unidos va a tener consideración con la cooperación: cuanto más coopere más consideración se va a tener en la sentencia”.

Está previsto que el próximo 3 de marzo el Departamento de Justicia le lea los cargos en un tribunal de Miami.

Next Post

Países del Grupo de Lima están conversando con Cuba sobre crisis venezolana

Fri Feb 21 , 2020
El coordinador del Grupo de Lima, Hugo De Zela, afirmó que algunos países de la organización entraron en contacto con Cuba para buscar una solución a la crisis venezolana, publica Carota Digital. El diplomático peruano se refirió al tema al informar sobre la nueva estrategia del grupo, anunciada la víspera […]