Gobernador amplía restricciones en Florida para contener propagación del coronavirus

 

A medida que continúan escalando la cifra de nuevos casos y decesos en Florida causados por el nuevo coronavirus, las autoridades estatales implementan mayores medidas de contención, a fin de frenar los contagios, publica el Nuevo Herald.

El viernes por la tarde, el gobernador Ron DeSantisemitió otra orden ejecutiva de alcance estatal, mediante la cual ordena a todos los restaurantes y establecimientos de comida en Florida suspender el servicio de alimentos y bebidas a clientes dentro de sus instalaciones comerciales.

Estos establecimientos, no obstante, podrán continuar operando sus cocinas con el fin de proporcionar servicios de entrega o para llevar.

Se permitirán las ventas de alcohol solamente para acompañar los alimentos que se recogen o entregan.

Por otra parte, la orden contempla el cierre de todos los gimnasios y estudios de ejercicios, lo cual ya se ha implementado en el Condado Miami-Dade.

Dado que el sur de la Florida es el principal foco de la pandemia del coronavirus en el estado, el gobernador, Ron DeSantis, emitió una orden el viernes exigiendo el estricto cierre de playas y negocios en los condados Broward y Palm Beach, similares a las implementadas en Miami-Dade.

Los cierres afectarán a “todos los cines, salas de conciertos, auditorios, salas de juegos, boleras, gimnasios, salones de ejercicios y playas” en ambos condados, según el comunicado de la oficina del gobernador.

La orden, vigente hasta el 31 de marzo, también contempla que los restaurantes, bares, pubs, clubes nocturnos, salones de banquetes, cabarets, cervecerías, cafeterías y cualquier otro establecimiento comercial que suministre alcohol y / o comida, con capacidad para más de diez personas, cesen el servicio a clientes en los establecimientos, si bien pueden vender comida para llevar y hacer entregas.

Written by 

Related posts

A %d blogueros les gusta esto: