Cuba: sin dólares no hay comida

 

El régimen cubano anunció que a partir del lunes 20 de julio abrirá una red de tiendas controladas por los militares, para la venta de alimentos y productos de primera necesidad, pero en dólares.

 De los 72 establecimientos que en un inicio funcionarán con este sistema, 57 venderán alimentos, aseo y artículos de ferretería. Un total de 14 radicarán en La Habana y dos en cada provincia.

Un día después de hecho el anuncio de las nuevas medidas económocas, el dólar estadounidense subió un 15% en el mercado negro de la isla, según varios reportes.

El valor del dólar sobrepasó 1,25 CUC. Algunos vendedores ya están vendiendo cada dólar en 1,50, un precio exorbitante hasta la fecha.

 A partir del mes de julio en Cuba se van a ofertar por la libreta de racionamiento dos libras de arroz adicionales por persona, a cuatro pesos la libra, y la misma cantidad en el mes de agosto.

Como ha ocurrido por seis décadas, el estado no podrá garantizar a la población el suministro de alimentos o productos de primera, usando la moneda legal de la isla, que es el peso. Quienes no tengan ingresos en dólares subsitirán en la pobreza extrema.

Los negocios privados cubanos, por su parte,  podrán importar y exportar sus productos, bienes y servicios, pero  el régimen los obligará a hacerlo a través de empresas estatales y retendrá un porcentaje en dólares, en concordancia con las nuevas medidas económicas y sociales anunciadas el jueves, que comenzarán a implementarse “de forma gradual” a partir del lunes 20 de julio.

Los empresarios privados que deseen importar o exportar, estarán obligados a abrirse “cuentas corrientes en moneda libremente convertible”.

Francisco Alemán de Las Casas

Next Post

Cuba y la eliminación del gravamen del 10% al dólar: la opinión del economista cubano Elías Amor

vie Jul 17 , 2020
Imaginemos un gobierno que lleva 61 años enemistado con otro al que le acusa de hacerle un daño económico. Ello incluye, entre otras cosas, la prohibición de utilizar la moneda del otro país, incluso condenas de prisión a quienes son sorprendidos en transacciones en la economía informal. Pues bien, acabado […]