Cuba reporta otros dos fallecidos y 59 nuevos casos de COVID-19

El Ministerio de Salud Pública de Cuba (MINSAP) reportó que el viernes murieron otras dos personas a causa del COVID-19, dos hombres de 78 y 56 años, ambos del municipio capitalino de Arroyo Naranjo, y que se confirmaron 59 nuevos contagios de la enfermedad, publica Radio TV Martí.

La inmensa mayoría de esos 59 contagios, 46, corresponden a La Habana, y siguen mostrando “una elevada dispersión” en 12 municipios de la capital, dijo en su habitual conferencia de prensa el Dr. Francisco Durán, director de Epidemiología del MINSAP.

El desglose indica que los municipios de Diez de Octubre, Marianao y La Lisa reportaron siete casos cada uno; Arroyo Naranjo y Boyeros, seis (en este último, uno de ellos procedente del extranjero); cuatro en La Habana del Este; tres en Centro Habana y otros tres en Plaza. La Habana Vieja, el Cerro, Regla y San Miguel del Padrón sumaron un caso cada uno.

Hay cinco pacientes en estado crítico y 17 en estado grave, y todos son de La Habana, informó el director de Epidemiología del MINSAP.

Las nuevas cifras, dijo, elevaron la incidencia de la enfermedad en la capital, que ahora tiene una tasa de 24.03 contagios por cada cien mil habitantes.

Le siguen Artemisa, con 9.52; Pinar del Río, con 5.14, y Matanzas, con 3.61 casos por cada cien mil habitantes, añadió.

“Esto traduce la complejidad del momento epidemiológico que estamos enfrentando […], y la razón de las medidas que se han adoptado y que se van a seguir adoptando; realmente es una situación compleja”, dijo el Dr. Durán.

De los 3,925 diagnosticados con el COVID-19 en Cuba, permanecen ingresados actualmente 556 pacientes activos, 534 de ellos “con una evolución clínica estable”, según el funcionario de salud.

Otras 468 personas están en la categoría de “sospechosas” y 33 bajo vigilancia, para un total de 1,057 en hospitales del país.

Cinco de los nuevos casos diagnosticados el viernes son menores de 20 años; 28 tienen entre 20 y 39 años; 19 entre 40 y 59 años, y solo siete contagiados son mayores de 60 años.

El martes entran en vigor en La Habana medidas de emergencia decretadas por el gobierno para tratar de frenar el aumento de casos del nuevo coronavirus.

Algunas de ellas obligan a los residentes a comprar solo en establecimientos comerciales de sus respectivos municipios, y aplicarlas puede generar “crispación”, según testimonios desde la capital de Cuba.

Written by 

Related posts

A %d blogueros les gusta esto: