Mueren 25 trabajadores en un taller textil clandestino al norte de Marruecos

Este 8 de febrero un accidente en un taller de confección clandestino al norte de Marruecos, en la ciudad de Tánger, cobró la vida de 25 obreros, en lo que sería uno de los peores accidentes laborales de la historia moderna del país.

Un accidente en un taller de confección clandestino situado en un sótano de Tánger, al norte de Marruecos, dejó 25 muertos –en su mayoría mujeres– este lunes, según informaron las autoridades locales, publica France24.

La principal hipótesis es que una vía de agua entró en el taller, situado en el subsuelo de un barrio residencial, y provocó un cortocircuito que electrocutó a los trabajadores en lo que sería el mayor accidente laboral de la historia moderna del país.

Una segunda hipótesis contempla que los obreros murieron ahogados a causa de las intensas lluvias que han azotado el norte de Marruecos durante las últimas 24 horas y que han causado múltiples inundaciones en los barrios residenciales de Tánger, según informa la agencia EFE.

La tragedia en la instalación subterránea, que contaba con dos niveles, fue mayor en el área más profunda.

Los servicios de emergencia recuperaron los cuerpos de 25 fallecidos –18 mujeres y siete hombres–, mientras que 10 de los trabajadores consiguieron sobrevivir y fueron internados en el Hospital Regional de Tánger.

Fábricas clandestinas y ausencia de derechos laborales, una bomba de tiempo

El problema de los talleres de confección ilegales es una realidad social en Marruecos, donde el 54% de la producción es clandestina: hay barrios enteros dedicados a la fabricación “informal” de material textil y zapatos.

Al estar al margen de la legalidad, estas unidades de trabajo carecen de las normas de seguridad mínimas como la presencia de salidas de incendios, la disponibilidad de extintores o ventilación en los locales.

La práctica habitual es que empresas grandes del sector realicen subcontrataciones a talleres más pequeños no registrados, buscando una mayor rentabilidad en la producción.

Por lo que, en caso de un accidente, la responsabilidad es compartida entre ambos eslabones de la cadena de producción.

El accidente del Tánger no es la primera tragedia ocasionada por el temporal.

Tras un largo periodo de sequía, Marruecos ha experimentado fuertes lluvias en las últimas semanas que provocaron el derrumbe de varios edificios en mal estado a principios de enero en la capital económica del país, Casablanca, dejando al menos cuatro muertos.

Foto: AFP

Next Post

Alemania, Suecia y Polonia expulsan a diplomáticos rusos

lun Feb 8 , 2021
Alemania, Suecia y Polonia declararon cada uno el lunes a un diplomático ruso en su país “persona non grata”, en represalia a la decisión de Moscú de la semana pasada de expulsar a varios diplomáticos europeos del país. Rusia acusó a diplomáticos de estos tres países de asistir a un […]