Viajar en Semana Santa: claves para los turistas españoles y extranjeros ante unas fiestas atípicas

Las restricciones a los viajes por turismo entre comunidades en España trae cola. Paradoja, contradicción, control de la pandemia, sinsentido, cumplimiento escrupuloso de las normas, falta de coherencia… Estos son algunos de los calificativos —para todos los gustos— que se le ha dedicado a una medida que a simple vista parece chocar frontalmente con otra vigente en este momento: siguen las fronteras abiertas con el resto de Europa para viajar por turismo entre estos países y España, publica El País.

Sobre esta cuestión han salido en cascada ministros socialistas para defender la postura del Ejecutivo, similar a la de otros países comunitarios como Alemania o Francia. Incluso el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, justificó estas decisiones en el Congreso de los Diputados este miércoles.

“España ha seguido las recomendaciones de la Unión Europea, por ejemplo mantener abiertas las fronteras para viajes intracomunitarios. Lo importante es realizar los controles para evitar los contagios importados y eso es lo que estamos haciendo”, insistió.

En la misma línea se han expresado la ministra de Sanidad, Carolina Darias, o la de Exteriores, Arancha González Laya. “España está siguiendo escrupulosamente todas las recomendaciones comunitarias”, dijo la titular de Exteriores el lunes.

Pese a ello, la oposición en bloque lleva días criticando las medidas adoptadas y lo que entienden como una discriminación entre los residentes en España y el resto de Europa. Más si cabe tras el tirón de orejas de la UE, que pidió coherencia en las medidas adoptadas para los viajes dentro del país y fuera, ya que los riesgos vinculados al coronavirus son similares en ambos casos.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha tratado de quitar hierro al asunto al asegurar que la mayoría de los que lleguen del extranjero en Semana Santa, un 56% de los viajes, serán españoles que regresen al país. Estas son las principales dudas ante las próximas vacaciones de Semana Santa:

Los turistas de países como Alemania o Francia, dos de los principales caladeros de España, podrán ir a destinos como Mallorca o Benidorm, aunque desde la Península un gaditano o un madrileño tendrá prohibido viajar por ocio a Baleares.

“El espacio Schengen está abierto porque lo controla la UE. De todas formas, se espera muy poco tráfico turístico para las próximas semanas”, sostienen fuentes del Ministerio de Industria, Comercio y turismo.

Entre las condiciones para la entrada en el país está la presentación de una PCR negativa en las 72 horas previas a su llegada. Un requisito, eso sí, que solo es necesario si se viaja a España en avión o barco, por lo que los que lleguen por carretera no tendrán que realizarse esta prueba. Algo que ocurre, por ejemplo, con muchos de los visitantes franceses de los últimos meses.

“Estamos recomendando que no haya viajes, tanto a los españoles como en los países que nos envían viajeros. Estamos diciendo que no vengan y también lo dicen el Gobierno alemán y el francés”, ha insistido la ministra Maroto. Sin embargo, las aerolíneas y agencias de viajes sienten el repunte de la demanda a destinos como Baleares y ya han aumentado el número de vuelos y hoteles disponibles para las próximas semanas.

Foto: EFE

Fuente: El País

Entrada siguiente

Argentina se retira del Grupo de Lima y pide diálogo en Venezuela

jue Mar 25 , 2021
“La República Argentina formalizó este miércoles (24.03.2021) su retiro del denominado Grupo de Lima, al considerar que las acciones que ha venido impulsando el Grupo en el plano internacional, buscando […]
blank