Nuevo ataque a objetivos militares de Estados Unidos en Irak

Los ataques contra objetivos militares con presencia de tropas o contratistas estadounidenses en Irak se han vuelto habituales desde la muerte en Bagdad, a principios de 2020, del general de la Guardia Revolucionaria iraní Qassem Soleimani, quien falleció en un bombardeo de Estados Unidos, quién lo consideraba una persona peligrosa con vínculos terroristas.

El Ejército de Estados Unidos, conjuntamente con el iraquí, reportaron el primer ataque de este domingo seis de junio de 2021, tras el lanzamiento a las 12:30 hora local, de un cohete contra el Centro de Apoyo Diplomático en Bagdad, ubicado en aeropuerto de la capital iraquí y donde se alojan tropas y personal de otras agencias estadounidenses, publica France24.

El coronel estadounidense Wayne Marotto, portavoz de la coalición internacional que lucha contra el grupo terrorista Estado Islámico en Irak y Siria, informó en su cuenta de Twitter, que el cohete “impactó en las cercanías del Centro de Apoyo Diplomático en Bagdad y no causó víctimas ni daños”.

El segundo ataque, tuvo como objetivo la base aérea de Ain al Asad, que cuenta con presencia de militares y contratistas de Estados Unidos, y que ya había sufrido otros tres ataques en las últimas semanas.

En esta oportunidad, dos drones cargados de explosivos fueron derribados, por el sistema de defensa aérea de la base.

La base de Ain al Asad, Situada a unos 180 kilómetros al noroeste de Bagdad, es la única instalación que alberga todavía a unos 3.500 efectivos de la coalición internacional y unos 2.500 son de Estados Unidos.

Por su parte, las fuerzas de seguridad iraquíes encontraron un lanzacohetes con temporizador en una zona rural en el oeste de Bagdad que habría sido utilizado para el ataque.

Aunque habitualmente estos ataques no son reivindicados por ningún grupo extremista, Washington los atribuye a los grupos iraquíes pro-Irán.

Desde principios de año, se al contabilizado al menos 39 ataques contra objetivos estadounidenses, por parte de estos grupos, que presionan de esta manera para sacar de Irak a los estadounidenses.

Para altos mandos del Ejercito, tanto de Irak cómo de Estados Unidos y diplomáticos extranjeros en Irak, estos ataques sirven de “distracción” en la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico, que mantiene células clandestinas en las zonas montañosas y desérticas del país.

Estos ataques han estado enfocados contra la embajada de Estados Unidos en Bagdad, bases iraquíes que albergan estadounidenses o los dos aeropuertos internacionales de Bagdad y Erbil, en el Kurdistán iraquí.

También contra los convoyes logísticos iraquíes de abastecimiento de las tropas.

Foto: AFP

Vía: France24

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entrada siguiente

El expresidente de Volkswagen pagará 11 millones de euros por el dieselgate

dom Jun 6 , 2021
En septiembre de 2015, un colosal escándalo puso en evidencia la manipulación de millones de motores diésel de las marcas VW y Audi, entre otras, para que parecieran menos contaminantes […]
blank