La variante C.1.2, v la cepa con más mutaciones hasta ahora, se ha detectado en nueve países

OTRA VARIANTE del covid-19 detectada en nueve países ha causado preocupación entre los científicos debido a que es más transmisible y resistente a las vacunas que otras cepas del virus.

En un estudio no revisado por pares publicado la semana pasada se indica que la variante C.1.2, detectada por primera vez en Sudáfrica en mayo, se ha encontrado desde entonces en Botsuana, China, la República Democrática del Congo, el Reino Unido, las Islas Mauricio, Nueva Zelanda, Portugal y Suiza.

En todo el mundo están en circulación otras cuatro variantes de preocupación (VDP) del covid-19: Alfa, Beta, Gamma y Delta, así como cuatro variantes de interés (VDI): Eta, Iota, Kappa y Lambda. Las variantes Alfa, Beta y Delta han tenido el mayor impacto mundial en relación con su transmisión y capacidad de evadir al sistema inmune, publica NewsWeek.

Sin embargo, la variante recién descubierta parece tener un ritmo de mutación inusualmente alto, así como más mutaciones de otras variantes de preocupación (VDP), según se indica en el estudio, realizado por un equipo de científicos sudafricanos. El equipo también señala que esta variante tiene más probabilidades de provocar más casos graves de covid-19 que otras.

También lee: Variante C.1.2: preocupa a los científicos su potencial de contagio y para eludir las vacunas
La variante C.1.2. contiene una gran cantidad de variaciones en la proteína de pico del coronavirus, algunas de las cuales se han visto en otras variantes relacionadas con una mayor transmisibilidad y una mayor resistencia a las vacunas.

La nueva variante se descubrió en mayo, durante la tercera ola de infecciones de covid-19 en Sudáfrica. Se halló que contiene muchas mutaciones encontradas en todas las VDP y en tres de las VDI, así como cambios adicionales en la proteína NTD (C136F), el dominio RBD (Y449H), y adyacentes al sitio de la hendidura de furín (N679K).

“Al igual que otras VDP, la variante C.1.2 ha acumulado varias sustituciones más que lo que cabría esperar, según los antecedentes del índice evolutivo del SARS-CoV-2”, se señala en el estudio. “Esto indica la probabilidad de que estas mutaciones hayan surgido durante un periodo de evolución acelerada en un solo individuo con una infección viral prolongada a través de una evolución conjunta del virus y el hospedero19–21”.

Hasta el 20 de agosto, cuando se presentó el artículo, se habían encontrado 80 casos de C.1.2. Los autores de la investigación indican que se están realizando más trabajos para comprender plenamente el impacto de las mutaciones y para ver si estas dan al virus una ventaja competitiva por encima de la variante Delta.

Esta noticia surge al mismo tiempo que la afirmación de un médico turco que dice haber encontrado una variante no identificada del covid-19 en Izmir, la tercera provincia de mayor tamaño de ese país, informó el Daily Sabah.

El Dr. Lütfi Çamli, director de la Asociación Médica de Izmir, advirtió el 26 de agosto que la nueva variante también había sido identificada en otras provincias, y que su índice entre los pacientes con covid-19 de Izmir había aumentado recientemente a 40 por ciento.

 

Vía: NewsWeek

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entrada siguiente

Guatemala pide que la asamblea de la OEA que acogerá en noviembre sea virtual

mié Sep 1 , 2021
Guatemala solicitó este miércoles que la próxima Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA), prevista del 10 al 12 de noviembre próximo, se realice de forma virtual y […]
blank