Un danés sospechoso de matar a cinco personas en un ataque con arco y flechas en Noruega

Un ciudadano danés de 37 años que se había convertido al Islam es sospechoso de haber matado a cinco personas con un arco y flechas y otras armas en la ciudad noruega de Kongsberg, en un raro incidente de asesinato en masa en Noruega, según informó el jueves la policía.

Las cinco personas, cuatro mujeres y un hombre, tenían entre 50 y 70 años. Dos personas, entre ellas un agente de policía fuera de servicio, resultaron heridas en los ataques de la noche del miércoles.

El sospechoso, que no ha sido identificado, se había convertido al Islam y la policía estaba preocupada por los indicios de su radicalización, dijo el jefe de la policía regional, Ole Bredrup Saeverud, en una conferencia de prensa, publica Reuters.

Era demasiado pronto para determinar si los ataques debían ser investigados como un acto de terrorismo, dijo.

“Había preocupación por su radicalización … Se hizo un seguimiento de esos informes”, dijo Saeverud sin dar más detalles.

El sospechoso vivía en Kongsberg, que está a 68 km (42 millas) al suroeste de la capital, Oslo, y tiene una población de unos 28.000 habitantes.

El número de muertos fue el peor de cualquier ataque en Noruega desde 2011, cuando el ultraderechista Anders Behring Breivik mató a 77 personas, la mayoría de ellas adolescentes en un campamento juvenil.

Las imágenes de una de las escenas del crimen mostraban una flecha que parecía estar clavada en la pared de un edificio con paneles de madera.

La policía recibió los primeros avisos sobre un hombre que llevaba un arco y flechas a las 1612 GMT del miércoles. Una unidad policial lo observó por primera vez unos minutos más tarde, pero consiguió escapar.

El hombre disparó flechas contra la policía y sólo fue detenido tras una cacería de unos 35 minutos.

“Es probable que todos los asesinatos tuvieran lugar después de que la policía lo viera por primera vez”, dijo Saeverud.

El sospechoso está detenido y se cree que actuó solo. Está cooperando con la policía y se ha implicado en los ataques, aunque no se ha declarado culpable.

Agentes de policía investigan después de que varias personas murieron y otras resultaron heridas por un hombre que usó un arco y flechas para llevar a cabo ataques, en Kongsberg, Noruega

“Está admitiendo los hechos del caso”, dijo la abogada de la policía Ann Iren Svane Mathiassen a la agencia de noticias NTB.

“Tendremos que ver si también se declara culpable”, dijo después a la cadena privada TV2.

El abogado del sospechoso, Fredrik Neumann, dijo a la emisora pública NRK: “Está cooperando y está dando declaraciones detalladas sobre este suceso.”

Silje Limstrand, empleada de una guardería de 22 años, se dirigía el miércoles por la noche a un supermercado Coop, presunto lugar de uno de los ataques, cuando la policía le dijo que se alejara.

“Parece raro, irreal. Kongsberg es una ciudad pequeña en la que te sientes tan seguro… Da miedo”, dijo, añadiendo que no había visto al sospechoso de ninguna de sus víctimas.

“Da miedo pensar que estaba allí al mismo tiempo que el sospechoso”, dijo a Reuters.

El primer ministro entrante de Noruega, Jonas Gahr Stoere, que asumirá el poder el jueves tras ganar las elecciones generales del mes pasado, dijo que había sido informado por el Gobierno saliente.

“Lo que hemos sabido de Kongsberg da testimonio de un acto espantoso y brutal”, dijo Stoere en una comunicado a la agencia de noticias NTB.

La familia real de Noruega expresó sus condolencias.

“Estamos horrorizados por los trágicos sucesos de Kongsberg”, dijo el rey Harald en una carta dirigida al alcalde de la ciudad.

“El resto de la nación está con ustedes”, escribió el monarca de 84 años.

El Secretario General de la ONU, Antonio Guterres, se mostró conmocionado y triste por la noticia. “Mis pensamientos están con los seres queridos de las víctimas y con todo el pueblo de Noruega en este momento tan difícil”, dijo en un tuit.

La policía dijo que estaba dando información sobre la nacionalidad del hombre después de los rumores que circularon por las redes sociales sobre personas no vinculadas a los atentados.

Tras los atentados, la dirección de la policía dijo que había ordenado a los agentes de todo el país que llevaran armas de fuego. La policía noruega no suele ir armada, pero los agentes tienen acceso a armas de fuego cuando lo necesitan.

Foto: Getty

Vía: Reuters

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entrada siguiente

Cubanos explotan contra Transtur por la compra de autos nuevos: ¿Por qué no traen ambulancias?

jue Oct 14 , 2021
Los vehículos fueron trasladados en un buque desde un puerto de Alabama, Estados Unidos, a La Habana, según la página Marine Traffic. ‘¿Y el bloqueo?’ La empresa estatal Transtur, dedicada […]
blank