Indignación en Venezuela por muerte de niño en bote interceptado por Trinidad & Tobago

Venezuela amaneció indignada el lunes ante informes de que efectivos de la Guardia Costera de Trinidad y Tobago abrieron fuego contra un bote que transportaba inmigrantes venezolanos, hiriendo a una madre y matando a un bebé de un año que llevaba en sus brazos.

El tiroteo tuvo lugar el domingo por la noche en el estrecho de mar entre Venezuela y Trinidad y Tobago cuando el bote con los inmigrantes trataba de cruzar hasta la isla caribeña.

La Guardia Costera de Trinidad y Tobago dijo en un comunicado que sus efectivos abrieron fuego para defenderse, pero el pronunciamiento hizo poco para calmar el disgusto de los venezolanos, muchos de los cuales describieron el incidente como un vil asesinato a través de las redes sociales.

“La muerte de un niño venezolano, que junto a su madre huía de la dictadura [de Nicolás Maduro] nos duele en el alma como país, publica El Nuevo Herald.

Los disparos realizados por la Guardia Costera de Trinidad y Tobago no tienen justificación, lo mataron…. Pedimos justicia”, escribió en su cuenta de Twitter el líder opositor Juan Guaidó, reconocido por Estados Unidos como el legítimo presidente de Venezuela.

El embajador de Guaidó en Estados Unidos, Carlos Vecchio, agregó: “En menos de un mes muere otro niño venezolano cuando su madre buscaba refugio en Trinidad y Tobago. Tenía un año de edad. Este hecho debe ser esclarecido urgentemente”.

La Guardia Costera dijo que había detectado el barco cuando cruzaba la frontera venezolana hacia aguas de Trinidad y Tobago poco antes de la medianoche del sábado

La tripulación de la Guardia Costera intentó interceptar el bote haciendo uso de su bocina, reflector y luces de bengalas, señaló el comunicado publicado en Facebook.

Luego que estos esfuerzos fuesen ignorados, la tripulación procedió a realizar disparos de advertencia, pero el bote siguió avanzando con movimientos agresivos, intentando embestir a un barco de la Guardia Costera, señaló el comunicado.

La embarcación era más grande que el barco de la Guardia Costera y sus avances hicieron que los miembros de la tripulación “temieran por sus vidas”, lo que los llevó a disparar al motor de la embarcación, añadió.

Pero el incidente se suma a una larga lista de acciones hostiles adoptadas por la isla contra los miles de venezolanos que han intentado llegar a ella para escapar de la crisis humanitaria y la persecución política en el país petrolero.

Barco de la guardia costera de Trinidad y Tobago.
La guardia costera de Trinidad y Tobago interceptó una embarcación proveniente de Venezuela en la noche del sábado.Getty

Desde Miami, la Organización de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio, Veppex, dijo que “aborrecía el asesinato” de un niño, resaltando que “se suma a las numerosas acciones que ha realizado el gobierno de Trinidad y Tobago en contra de los venezolanos que buscan emigrar hacia su territorio.

“Es completamente ilegal por las leyes internacionales que una embarcación artillada efectúe disparos a una embarcación que solo lleva civiles completamente desarmados.

La arbitrariedad y ligereza del Guardacostas de Trinidad y Tobago ha cobrado una víctima inocente, que ha sido asesinado solamente por buscar un futuro mejor que no decidió él, sino su madre”, señaló Veppex en un comunicado.

Antonio Maria Delgado

 

Vía: El Nuevo Herald

Entrada siguiente

CPJ: Reforma del código penal en Cuba sería una catástrofe para la prensa independiente

lun Feb 7 , 2022
“La Asamblea Nacional de Cuba debe rechazar un proyecto de reforma del Código Penal que tipificaría como delito el financiamiento de periodistas y medios informativos”, declaró el Comité para la […]
blank

A %d blogueros les gusta esto: