Reconocido científico mexicano se declara culpable en Miami de espiar para Rusia

Un científico mexicano reconocido internacionalmente se declaró culpable el martes de actuar como agente no registrado del gobierno ruso, incluyendo espiar a un informante del FBI en el área de Miami. Héctor Cabrera Fuentes, de 37 años, fue arrestado en febrero de 2020 y ha permanecido detenido sin fianza en el Centro Federal de Detención durante dos años.

Cabrera llevaba una doble vida —como científico cardíaco y agente extranjero— mientras también estaba casado con una mujer en Rusia y otra en México, según los registros judiciales.

Un funcionario ruso ordenó a Cabrera que se enfocara en un informante local y tomara fotos de su auto, placa y lugar de estacionamiento porque se creía que estaba proporcionando información sobre las actividades del espionaje ruso al FBI, según los registros, publica El Nuevo Herald.

Cabrera Fuentes. Proporcionado por El Universal Online

“La manera en que el acusado se comunicó con el funcionario del gobierno ruso y sus tareas en este caso son similares a las tácticas de los servicios de inteligencia rusos para detectar, evaluar, reclutar y manejar activos y fuentes de inteligencia”, según una declaración de hechos presentada con el acuerdo de declaración de culpabilidad de Cabrera alcanzado entre sus abogados defensores y el fiscal federal Michael Thakur.

Como parte de su acuerdo de declaración de culpabilidad en el tribunal federal de Miami, Cabrera enfrenta una condena de cuatro años por un único cargo de actuar como agente del gobierno ruso en Estados Unidos sin notificarlo a las autoridades estadounidenses. Será sentenciado el 17 de mayo ante el juez de distrito Donald Middlebrooks.

Cabrera fue arrestado por agentes del FBI tras ser interceptado el 16 de febrero de 2020 en el Aeropuerto Internacional de Miami por agentes de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza, que inspeccionaron su teléfono celular antes de su salida programada hacia México.

Antes de su arresto, el principal empleo de Cabrera era investigador en el Centro Nacional de Cardiología aco de Singapur.

También tenía un “nombramiento conjunto” en la Escuela de Medicina Duke-NUS, que es una colaboración entre la Universidad de Duke y la Universidad Nacional de Singapur. Todos los nombramientos de Cabrera fueron suspendidos, dijo un portavoz de Duke-NUS al Herald.

En una audiencia anterior sobre su detención previa al juicio, Cabrera dijo que ganaba $7,500 al mes como investigador en la Universidad Nacional de Singapur y otros $5,000 al mes de un empleo de medio tiempo en una empresa israelí en Alemania, además de tener unos $100,000 en cuentas bancarias en México, Singapur y Estados Unidos.

Cabrera también había publicado más de 100 artículos científicos y es reconocido como líder en el campo de las enfermedades cardíacas, según sus abogados defensores Ronald Gainor y Amber Donner.

Según una declaración jurada del FBI, Cabrera llegó con su esposa mexicana a Miami el 13 de febrero de 2020, alquiló un auto y condujo hasta un complejo de condominios del área de Miami al día siguiente. La declaración jurada dice que Cabrera visitó el complejo para espiar a un residente por “instrucción” de un agente del Servicio de Inteligencia ruso, que opera bajo el mando del presidente Vladimir Putin.

Resultó que el residente era una fuente confidencial de la división de contrainteligencia del FBI que proporciona información sobre las actividades de espionaje ruso en el sur de la Florida. Antes que se le pidiera que abandonara el complejo, la esposa de Cabrera tomó una foto del auto y la placa del informante federal.

El plan era entregar la foto a su controlador ruso en su próxima visita al país, según los registros judiciales. “La compañera de viaje del acusado, a petición de [Cabrera], tomó una foto del coche del [informante] estadounidense especificado”, según la declaración de hechos presentada con el acuerdo de culpabilidad de Cabrera.

“Un mensaje de WhatsApp de la compañera de viaje del acusado a este contenía una fotografía en primer plano del coche del [informante] estadounidense especificado”.

Cabrera, que estaba de visita en Miami con un visado de negocios y turismo, dijo a los agentes del FBI durante el interrogatorio tras su arresto que se había reunido con el agente de inteligencia ruso en Rusia varias veces en 2019 y que le dio instrucciones para alquilar una unidad en el complejo de condominios en Miami para hacer la vigilancia del informante del FBI.

El teléfono celular de Cabrera mostró que había habido interacción entre él y su controlador ruso, según la declaración jurada. Cabrera también dijo a los agentes del FBI que tenía una segunda esposa, que es rusa, con dos hijas.

Dijo que las visitaba en sus viajes a Rusia mientras se reunía con el agente de inteligencia del gobierno de Putin.

El agente dio instrucciones a Cabrera para que no dijera a su esposa rusa que se reunía con él. También prometió a Cabrera que ayudaría a la esposa rusa y a sus hijas a salir de Rusia. “Podemos ayudarnos mutuamente”, le dijo el agente ruso a Cabrera.

POR JAY WEAVER

Foto: Internet

Vía: El Nuevo Herald

Entrada siguiente

Colombia suspende visado de tránsito para cubanos

mié Feb 16 , 2022
El consulado de Colombia en Cuba informó este martes que no aceptará nuevas solicitudes para visados de tránsito hasta que tramite las que tiene acumuladas por el reciente aumento de […]
blank

A %d blogueros les gusta esto: