¿Qué hay en las 108 páginas de la demanda de Trump a Hillary Clinton y el DNC?

La extensa demanda arguye que Clinton y el Comité Nacional Demócrata (DNC) orquestaron un “complot inconcebible” para relacionar al expresidente con funcionarios rusos.

El pasado jueves, 24 de marzo, el expresidente Donald Trump presentó una demanda contra su adversaria presidencial en 2016, Hillary Clinton, el Partido Demócrata y varios actores que estuvieron de alguna u otra forma vinculados a la desacreditada trama rusa.

La extensa demanda, de 108 páginas, arguye que Clinton y el Comité Nacional Demócrata (DNC) llevaron adelante un “complot inconcebible” para relacionar a Trump con funcionarios de una nación “hostil” (Rusia) buscando arruinar la vida y carrera política del propio expresidente.

“En el período previo a las elecciones presidenciales de 2016, Hillary Clinton y sus secuaces orquestaron un complot inconcedible, uno que sacude la conciencia y es una afrenta a la democracia de esta nación”, se lee en la demanda presentada en el Distrito Sur de Florida.

“Actuando de forma concertada, los acusados conspiraron maliciosamente para tejer una narrativa falsa de que su oponente republicano, Donald J. Trump, estaba coludido con una nación hostil extranjera”, publica Libertad USA.

Donald Trump y Hillary Clinton durante el último debate presidencial (09.10.2016)
Donald Trump y Hillary Clinton durante el último debate presidencial (09.10.2016) Reuters

Además de Clinton y el DNC, la demanda también acusa a la expresidente del DNC, Debbie Wasserman Schultz, a John Podesta, jefe de campaña de Clinton, a la empresa de investigación Fusion GPS, al bufete de abogados Perkins Coie, a Andrew McCabe, Peter Strzok y Lisa Page, todos exfuncionarios del FBI, y al afamado Christopher Steele, exagente de inteligencia británico que escribió el famoso dossier Steele que afirmaba que funcionarios rusos tenían información comprometedora sobre el expresidente.

La demanda también alega que los demandados obstruyeron a la justicia y robaron secretos comerciales, poniendo como ejemplo el hackeo ilegal de las comunicaciones privadas de Trump.

“Las acciones llevadas a cabo para promover su plan —falsificar pruebas, engañar a las fuerzas del orden y explotar el acceso a fuentes de datos altamente sensibles— son tan escandalosas, subversivas e incendiarias que incluso los acontecimientos del Watergate palidecen en comparación”, se lee en el documento.

Donald Trump demanda a Hillary Clinton por las acusaciones sobre la trama rusa en las elecciones de 2016. (Captura de pantalla)

Según Politico, “La demanda parece buscar más de 72 millones de dólares en daños y perjuicios, que la demanda dice que es el recuento de los honorarios legales y otros costos de la defensa contra las supuestas falsedades”.

Sin embargo, en la demanda se lee que todos los procedimientos y perjuicios “hasta la fecha” están estipulados en “una cantidad no inferior a veinticuatro millones de dólares ($24.000.000)” “que sigue acumulándose”.

Aún es muy pronto para saber si la demanda de Trump contra Clinton y el DNC tendrá éxito, pero según Jeff Grell, un abogado que se especializa en casos de estafa que conversó con Reuters, Trump esperó demasiado tiempo para presentar sus demandas por estafa.

“Las demandas por chantaje civil se rigen por un estatuto de limitaciones de cuatro años, dijo Grell, pero, generalmente hay una gran disputa sobre cuándo comienza a correr ese período de cuatro años”.

Donald Trump (centro) y sus hijos de izquierda a derecha: Eric Trump, Donald Jr. Trump e Ivanka Trump.
Donald Trump (centro) y sus hijos de izquierda a derecha: Eric Trump, Donald Jr. Trump e Ivanka Trump, el 17 de febrero de 2022.Mark Lennihan / AP

Según el abogado, este tipo de litigios puede llevar bastante tiempo, pues la defensa tiene un gran abanico de posibilidades para defenderse.

“Los demandados también pueden argumentar varias defensas, como que la demanda de Trump ignora la inmunidad concedida a los agentes del gobierno, que la demanda no establece un patrón de chantaje —que se requiere para la responsabilidad— o que la demanda busca enfriar el ejercicio de la libertad de expresión”, se lee en el reporte de Reuters.

A pesar de que el expresidente de la campaña de Trump, Paul Manafort, tenía conexiones con funcionarios prorrusos en Ucrania y trabajó con el sitio web WikiLeaks para ayudar a Trump a ganar en las elecciones en 2016 —de acuerdo con un extenso informe de un Comité Selecto de Inteligencia del Senado dirigido por los republicanos—, las conclusiones de dicho informe y de la investigación del abogado especial Robert Mueller, arrojan que la campaña Trump o el propio expresidente no se coludieron con Rusia en una trama electoral.

“Como es evidente para quienes lean los cinco volúmenes del informe del Comité, el gobierno ruso se entrometió inapropiadamente en nuestras elecciones generales de 2016 de muchas maneras, pero el entonces candidato Trump no fue cómplice. Después de más de tres años de investigación por parte de este Comité, ahora podemos decir sin lugar a dudas que no hubo colusión”, se lee en el informe.

En febrero de 2022, de hecho, una presentación del abogado especial John Durham, reveló que los abogados de la campaña Clinton pagaron a la empresa “Tech Executive 1” para que sus hackers se infiltren en la campaña Trump, espíen y creen una conexión falsa entre Trump y el Kremlin con el objetivo de alterar el rumbo de las elecciones en 2016.

Al no lograrlo, el equipo de Clinton redobló la apuesta, infiltrando la Casa Blanca buscando nuevos hallazgos para socavar la popularidad del expresidente.

Durham fue designado en abril de 2019 por el entonces fiscal general William Barr para investigar la conexión entre Trump y el Kremlin.

Emmanuel Alejandro Rondón – El American

Foto: terminologias-derecho.fandom

Vía: Libertad USA

Entrada siguiente

Borrell asegura que el acuerdo nuclear con Irán está muy cerca

sáb Mar 26 , 2022
El alto representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, dijo el sábado que Irán y las potencias mundiales están “muy cerca” de un acuerdo para reactivar su […]
blank

A %d blogueros les gusta esto: