El gas ruso en este momento es intocable, dice Roberto Gómez-Calvet

En entrevista con RFI, el profesor de la Universidad Europea de Valencia Roberto Gómez-Calvet, investigador en energía y medio ambiente, estima que los europeos puedan darse el lujo de decretar por el momento sanciones contra el carbón ruso, como lo hicieron la víspera, pero no contra el gas ruso, del cual depende, sobre todo, Alemania.

Roberto GÓMEZ-CALVET | Lecturer | PhD | Faculty of Social Sciences
Roberto Gómez-Calvet European University of Valencia · Faculty of Social Sciences PhD. Internet

RFI. Los países de la Unión Europea (UE) aprobaron el jueves una quinta ola de sanciones contra Moscú por la invasión de Ucrania, entre otras, un embargo sobre el carbón ruso.

Es la primera vez que los miembros de la Unión aprueban medidas contra el sector energético ruso, del que dependen muchos países de Europa, sobre todo Alemania. La UE importa el 45% de su carbón de Rusia, por un valor de 4.000 millones de euros al año (4.350 millones de dólares). publica RFI.

El embargo entrará en vigor a principios de agosto. ¿Qué piensa de esta sanción?

El carbón es la fuente que, en estos momentos, la Unión Europea se puede permitir el lujo de recortar. Los europeos también quisieran recortar otras fuentes como el petróleo y el gas, pero no se atreven porque esto puede tener unas implicaciones muy graves para la estabilidad de suministro y para la economía. El carbón, en cambio, ya estaba en la agenda. Su descatalogación para producir energía eléctrica es un aliciente más en esa dirección.

RFI. ¿El gas ruso es intocable?

Sí. En estos momentos, el gas ruso es intocable. Para las economías que están en el norte de Europa, muy cercanas o limítrofes con Rusia, el suministro de gas está configurado de tal forma que hacer la sustitución de gas procedente del sur o a través de buques sería algo muy complicado. Muy complicado. Se están estableciendo horizontes de un año para estar en condiciones de no lastimar las economías europeas si se recorta el acceso al gas ruso.

RFI. ¿El golpe mayor sería para Alemania, país muy dependiente del gas ruso?

Sí, así es. En el caso de que Alemania no tuviera gas ruso, ese país tendría un gran problema de suministro de energía para necesidades básicas como producir electricidad. Ese apagón que algunos evocan en octubre o noviembre podría, efectivamente, tener lugar.

RFI. ¿Un apagón completo del país, quiere decir usted?

No, obviamente no sería un apagón de ese tipo. Pero sí se reduciría de manera importante el consumo. Las autoridades alemanas se verían forzadas a subir mucho los precios de la energía para frenar el consumo y esto tendría un grave impacto en la economía.

RFI. ¿Otros países europeos se encuentran en esta situación o es solamente Alemania?

Alemania es la economía más potente de la Unión Europea y por su proximidad con Rusia es la que más se ha apoyado en el consumo de gas ruso. Los mayores problemas los tendría ese país, pero cortar el gas ruso también afectaría a otras economías como Francia o Austria.

Además, no estamos hablando solamente de gas. También hay otras materias primas rusas que se exportan a otros países europeos. Por ejemplo, el petróleo y el combustible que se utiliza en centrales nucleares, el uranio. En Rusia también hay minas de uranio.

Es, pues, una situación generalizada. Pero sí, Alemania es el país que tiene el mayor problema por su dependencia del gas ruso.

Foto: Reuters

Vía: RFI

¿Qué opinas al respecto?

Entrada siguiente

Biden plantea un pacto migratorio como objetivo de la Cumbre de las Américas

vie Abr 8 , 2022
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, propuso este viernes tejer un pacto migratorio regional como el principal objetivo de la Cumbre de las Américas, que reunirá en junio a […]
blank

A %d blogueros les gusta esto: