Jóvenes con escasa experiencia como bomberos murieron en el incendio de Matanzas

Dos de los 17 muertos en el grave incendio industrial de Matanzas (occidente de Cuba), del que este miércoles se cumplen dos meses, llevaban apenas unos meses desempeñándose como bomberos, según ha podido saber Efe.

Se trata de dos jóvenes de 19 años que en su servicio militar habían sido destinados a comandos de bomberos y a los que en la madrugada del 5 al 6 de agosto se llamó para sofocar las llamas del mayor desastre industrial de la historia de Cuba.

Según testimonios coincidentes de personas cercanas a los fallecidos que prefirieron mantener su anonimato, estos dos jóvenes eran Leo Alejandro Doval Pérez de Prado y Adriano Rodríguez Gutiérrez, ambos destinados en el comando del aeropuerto de Varadero.

El primero cumplía con el servicio militar desde hacía cuatro meses. El segundo iba a alcanzar los nueve, publica EFE.

Image
Foto: Twitter, @DianaZurda

Además había otros dos jóvenes entre los fallecidos en una situación similar: Michel Rodríguez Román, de 20 años, y Fabián Naranjo Núñez, de 21. Ambos estaban destacados en comandos de bomberos y no llegaban a los dos años en el servicio militar.

Estos cuatro jóvenes, junto a otras personas, se encontraban luchando contra la extensión de las llamas en la primera línea de fuego cuando les sorprendieron varias explosiones. Un total de 14, principalmente bomberos y técnicos, fueron dados por desaparecidos.

Varios expertos en incendios industriales de México y España consultados por Efe han expresado sus dudas sobre la conveniencia de tener en primera línea a personas con escasa experiencia. Consideran que para afrontar estos fuegos es preciso personal formado específicamente y de forma continua.

El incendio en la base de supertanqueros de Matanzas se declaró el 5 de agosto por la tarde, después de que un rayo impactase en un depósito de combustible de 50.000 metros cúbicos. La infraestructura era la principal base de reservas de crudo de Cuba.

El fuego no quedó completamente extinguido hasta una semana después, después de que ardiesen cuatro depósitos como el primero, y gracias en gran medida al apoyo de especialistas de México y Venezuela. Sólo entonces pudieron recuperarse los restos de los 14 desaparecidos.

Además, otras 129 personas resultaron heridas en el incendio, algunas de extrema gravedad. Cinco permanecen aún ingresadas, dos meses después del siniestro, según informó este miércoles el Ministerio de Salud Pública.

Foto: tercer-deposito-twitter

Vía: EFE

Entrada siguiente

Líderes conservadores se reúnen en la Segunda Cumbre de la Iberosfera para discutir sobre la amenaza del socialismo

mié Oct 5 , 2022
El grupo de acción política ECR Eurolat del Parlamento Europeo anunció la celebración, por segundo año consecutivo, de la Cumbre de la Iberosfera, un encuentro transatlántico en defensa de los […]
blank

A %d blogueros les gusta esto: